¿Cómo limpiar la madera para conservarla? 

La madera puede ser una de las superficies que más trabajo nos cuesta a la hora de limpiar. La falta de información para mantenerla conservada y en óptimas condiciones, es en muchas ocasiones, el motivo por el cual terminamos estropeándola. Ningún material es igual a otro, como pasa con las prendas de vestir, cada uno necesita su propio tratamiento y sus productos para su conservación. Tratar todas las superficies de la misma manera sería un error.

Todos tenemos en casa ese mueble de ensueño de madera, al igual que la mesa del comedor o cualquier armario de la habitación. La madera es sin duda el material favorito para decorar nuestras casas. Tanto es así que hoy en día podemos ver como en muchas viviendas optan por cambiar todos los suelos del hogar por suelos de madera.

Para que puedas mantener como nueva toda la madera de tu hogar, vamos a enseñarte los mejores trucos que puedes realizar para que siga pareciendo recién sacada de la tienda pasen los años que pasen.

Los mejores trucos para la madera 

Observarla día tras día es clave para detectar cualquier deterioro o cambio en la superficie, por ello empieza a ponerte en marcha con estos consejos:

  1. Si la notas seca y deshidratada, opta por aplicar aceite. Eso sí, no eches grandes cantidades, sino pon en un paño el aceite justo para frotar la madera. Observa si el material absorbe rápido el aceite, si esto pasa es porque está seca y necesitará que le apliques varias veces a la semana. Ten en cuenta que si fuese necesario al principio deberás ponerle dos veces al día. Con el aceite conseguiremos proteger durante muchos años la madera.
  1. Para limpiarla día tras día del polvo, suciedad…etc. Utiliza un trapo seco, en las tiendas podemos encontrar toallas especiales para este tipo de superficie, hazte con uno para el uso diario. Si trabajas con otro tipo de trapo puedes dañarla y conseguir el efecto contrario del que estamos buscando.
  1. Si encuentras en tu madera golpes, arañazos, agujeros u otro tipo de daños te recomendamos que apliques aguarrás. Este proceso es un poco más complejo, pero tiene los resultados que esperamos para borrar esos daños en la madera. Primero pon aguarrás y con un trapo repasa toda la superficie. Después pasa una plancha caliente por encima de los rotos para que la madera absorba el vapor y se hinche. Finalmente, déjalo secar las horas necesarias y vuelve a barnizar toda la madera.

Tenerlos muebles en un ambiente apropiado es lo mejor que podemos hacer para mantenerlos sanos. La exposición al sol o la lluvia no son el entorno adecuado para este tipo de materiales puesto que se pueden estropear fácilmente. Dedica un día a la semana para tratar la madera que tienes en casa y cuidarla con los productos necesarios, de esta manera podrás poner en marcha este top 3 de los mejores trucos para que tu madera esté fresca muchos años.

Deja un comentario