Una plaga de pulgas desata las alarmas en un hospital de Murcia

Una plaga de pulgas desata las alarmas en un hospital de Murcia

Una plaga de pulgas se ha detectado en el box de triaje del Hospital Morales Meseguer de Murcia. Este es un asunto serio pues en ese box es donde tiene lugar la clasificación de enfermos en nivel de gravedad cuando llega al hospital.

El asunto salió a la luz cuando unos trabajadores sanitarios del centro notaron que unas larvas caían del techo. Aunque se llevó una limpieza exhaustiva en la sala, las pulgas aparecieron al poco tiempo. Fue entonces cuando decidieron coger algunas con una bandeja y examinar de qué se trataba, según cuenta uno de los sanitarios.

Fue solo cuestión de minutos dilucidar que se trataba de una plaga de pulgas. Pronto, llamaron a una empresa especializada en el control de plagas que se puso manos a la obra y descubrieron que los techos falsos de esa zona del hospital están comunicados con el exterior del edificio y que, además, estaban llenos de suciedad.

Se fumigó toda la sala de boxes al completo, por la noche, con el fin de estorbar el mínimo posible el trabajo y funcionamiento del hospital, uno de los principales de la capital de Murcia, pues es el centro al que deben acudir varios pueblo colindantes como Molina de Segura, Abarán, Loruqí, Alguazas, entre otros.

La empresa de plagas hará un seguimiento con el fin de comprobar que con esta fumigación se han terminado los problemas. Si no fuera el caso, debería cerrarse la zona de urgencias del hospital durante 24 horas, lo cual tendría grandes consecuencias. Desde esa puerta de urgencias de atiende a unas 270 personas diarias, de las cuales 40 necesitan ingresar.

Esto ha desatado el pánico de los habitantes de Murcia y alrededores que se sentirán desvalidos y abandonados en caso de que algo les pasara. Para tranquilizar los ánimos, la Consejería de Salud afirma que la plaga solo se dio en uno de los boxes y que está controlado, pues la fumigación se extendió por un radio mucho más amplio.

Uno de los sanitarios añade al comentario de la Consejería que las instalaciones del hospital llevan más de 20 años funcionando y que los bichos siempre han estado presente. Eso sí, afirma que estos llegaron porque personas indigentes los trajeron.

En esta ocasión el problema ha sido diferente, pues en la zona en la que se encontró la plaga de pulgas había una ranura que conectaba con el exterior.

Se especula que un animal infestado pudo entrar generando la plaga.

Para mayor tranquilidad, la Consejería de Salud afirma que no solo se ha controlado la plaga gracias a la empresa de control de plagas, sino que, además, se ha solucionado el problema estructural del techo para que otros animales no tengan acceso. Afirman que el problema radicó en una zona específica y que fue fácil de controlar y eliminar.

Esto no ha evitado el pánico entre los habitantes ni el malestar y sentir de los sanitarios que saben la importancia del box de triaje. No obstante, mantienen la esperanza de que todo haya sido una pesadilla de la que ya han despertado.

La rata negra llega a España

La rata negra llega a España

Según palabras de José María Cámara Vicario, jefe del Departamento de Control de Vectores del Ayuntamiento de Madrid, ya suman 10 los avistamientos de rata negra en la comunidad.

¿Por qué la rata negra supone un peligro para España?

La rata negra, conocida científicamente como Rattus rattus es un roedor originario de Asia, hasta la fecha inexistente en nuestro país.

Incluir nuevas variedades de animales dentro de nuestras fronteras puede ser catastrófico, principalmente si se alcanza el nivel de plaga.

La rata negra cuenta con un peso que oscila los 250 gramos y su peligrosidad radica en su enorme capacidad de reproducción.

Una hembra sana situada en lugares con suficiente alimento puede engendrar hasta 5 camadas al año, siendo capaz de multiplicar su población en un periodo de tiempo demasiado corto para tomar medidas eficaces.

¿Cuándo saltó la voz de alarma por plaga en España?

Desconocemos las consecuencias que una plaga de dicho roedor podría ocasionar en el ecosistema de las distintas comunidades de España.

Según Milagros Fernández de Lezeta, directora y portavoz de ANECPLA, se detectaron los primeros ejemplares en la realización de un estudio con el fin de medir la resistencia de la rata gris a productos empleados para su control.

Se baraja la posibilidad de que la rata negra pudo llegar a Madrid escondida en contenedores portuarios de ciudades como Palma de Mallorca o Barcelona, donde sí se ha registrado su presencia con anterioridad.

Lugares donde extremar las precauciones

El alimento preferido de la rata negra son las bayas y frutos, por lo que debemos extremar precauciones en parques y jardines, tanto de carácter público como privado

Medidas de control de plagas de la rata negra

Todos los ciudadanos contamos con un importante papel en el control de plagas:

Sellar las grietas y pequeños recovecos de nuestros hogares puede ser clave para que la rata negra no encuentre un lugar donde cobijarse. Prestaremos especial atención a los edificios antiguos, donde debido al paso del tiempo pueden existir pequeños orificios y grandes grietas.

Por otro lado es clave mantener una correcta higiene, tanto dentro de los edificios como fuera, sin olvidar la preferencia de la rata negra por las bayas y frutos extremando estas medidas de higiene en los parques y zonas verdes.

Cámara Vicario recalca la importancia de informar rápidamente al ayuntamiento tras un avistamiento. Con el objetivo de “planificar operativos de control de plagas mucho más eficientes”.

Comunicarlo a las personas clave de inmediato también puede marcar una gran diferencia, cómo son: las empresas de control de plagas, medios de comunicación y los departamentos de gestión y planificación

El Ayuntamiento de Madrid dispone de un plan de acción para el control de plagas con el fin de mantener a mínimos la población de roedores en España.

Aún así, el control de plagas es una labor de todos los ciudadanos. Necesitamos hacer un uso y gestión correctos de las zonas verdes, tanto de Madrid como del resto de comunidades españolas.

Evitar una plaga de rata negra en España es tarea de todos, comunicar el avistamiento a una empresa de control de plagas y seguir las pequeñas medidas de prevención, son suficiente para evitar una plaga de rata negra dentro de nuestras fronteras.

Típulas o mosquitos gigantes: una plaga recurrente en nuestras ciudades

Típulas o mosquitos gigantes: una plaga recurrente en nuestras ciudades

Es muy habitual estar tranquilamente en casa tomando una cerveza mientras ves la tele y que de repente veas en la pared algunos mosquitos gigantes que te incomoden el momento. A veces se trata de uno o pocos, pero en otros momentos se puede hablar tranquilamente de plaga, por eso es bueno saber algunas cosas sobre las típulas, que son estos bichos tan molestos y típicos.

Aunque parezcan enormes y malos, no son nada peligrosos y, lo que es más curioso, tienen más en común con las moscas que con los propios mosquitos. Son dípteros y forman parte de la enorme familia tipulidae, lo que no significa que no nos pueda dar un buen susto cuando lo vemos por sorpresa en nuestra habitación.

Y aquí va un dato muy importante: las hembras no son hematófagas, por lo que no necesitan nuestra sangre para alimentar a sus huevos, así que no transmiten ninguna enfermedad ni nos provocan esas picaduras tan molestas que amargan en cierto modo un buen verano.

Eso sí, su aspecto no da toda la confianza del mundo, con un cuerpo largo y estilizado, patas más largas todavía y muy finas. Pero eso no es todo, porque las hembras tienen un ovipositor afilado que se puede confundir con un aguijón, pero si cumple las características dichas antes, no es ningún mosquito, sino una típula.

De todas formas, si te dan mucho asco y quieres deshacerte de ellas, has de saber que no son muy hábiles volando y que se cazan con bastante facilidad. Eso sí, hay muchos tipos de especies dentro de las típulas, variando entre los 2 y los 100 mm, aunque las más comunes son las que miden entre 50 y 60 mm.

Cuando son larvas se alimentan de materia orgánica en descomposición, como raíces, tallos y más partes de las plantas. Las larvas son grises y gordas, quedando durante el día escondidas y emerger por las noches, pudiendo ser muy prolíficas y provocando plagas que sí son dañinas para los prados y más extensiones con muchas plantas, por lo que sería necesario llevar a cabo un control de plagas que termine con parte de ellas.

Una vez han crecido y son adultas, las típulas viven entre 8 y 12 días en las que se preocupan mayormente en reproducirse. Son mucho más numerosos los machos, que buscan con desesperación a las hembras, que suelen estar en terrenos húmedos y con agua para depositar los huevos, llegando a poner de una hasta 1.00 huevos.

Así que no hay mucho motivo para asustarse con estos insectos, ya que encima sirven de alimento para murciélagos, aves y hasta para los pescadores (que no se alimentan de ellas, sino que usan las larvas como cebo para conseguir grandes presas).

Por lo que ya sabes algo más sobre esos mosquitos gigantes que ves cada verano en casa. Son animales inofensivos que seguramente estén pensando en procrear más que en picarte y dejarte una marca molesta en el cuerpo.